Las personas con estudios de la ESO y los Universitarios lideran el ranking de parados de larga duración